El nuevo tope de nichos fiscales para el IRPF 2016

El sistema tributario ha realizado nuevas disposiciones para las escalas de impuestos para este año 2016. El primer umbral de imposición es de 9700 euros, lo que sugiere que los hogares con ingresos netos inferiores a este límite estarán exentos de impuestos. Además, los hogares pobres pueden esperar beneficiarse de un descuento fiscal.

La introducción de una nueva escala impositiva para el impuesto sobre la renta de 2016

Ya puede calcular el impuesto a pagar a Hacienda, aplicando las escalas, topes y tipos impositivos aplicables sobre el rendimiento neto. La Ley de Finanzas ha establecido los nuevos principios de fijación de precios que rigen el impuesto sobre la renta de 2016.

Baremos del impuesto sobre la renta

El Gobierno ha introducido importantes reformas en el sentido de la exención de impuestos para los hogares pobres. Así, mantuvo la disposición de la Ley de Presupuestos de 2015 que derogaba la tributación del 5,5% para las familias con recursos inferiores a 11.911 euros pero superiores a 6.011 euros. Los nuevos umbrales de precios son los siguientes:

  • Menos de 9.700 euros: 0%.
  • De 9.700 a 26.791 euros: 14%.
  • De 26.791 a 71.826 euros: 30%.
  • De 71.826 a 152.108 euros: 41%.
  • Más de 125.108 euros: 45%.

El impuesto bruto se determina sumando la suma de los impuestos por tramos multiplicada por el número de unidades correspondientes a su situación familiar.

Ni que decir tiene que los contribuyentes ricos se llevarán la peor parte de la deuda fiscal. Lo menos que pueden hacer es reducir sus ingresos invirtiendo o donando a organizaciones sociales para alcanzar el siguiente nivel más bajo. Cuanto más alto sea el tramo en el que te encuentres, menos probabilidades tendrá de superarlo.

Bonificación fiscal: una bonificación del 75% del impuesto teórico

El principio de la desgravación fiscal está motivado por el deseo de promover la exención fiscal de los grupos de bajos ingresos. Para beneficiarse de ella, la condición es que el valor del impuesto bruto no supere un determinado umbral: 2560 euros para las parejas y 1552 euros para las personas sin vínculo matrimonial. El descuento se obtiene de la siguiente manera: 1165 euros, de los que hay que deducir el 75% del impuesto teórico.

Ejemplo: una persona soltera debe al Estado un impuesto bruto de 850 euros. Por tanto, su descuento será de 1165 – 850 × 75% = 527,5 euros. Tras aplicar el descuento fiscal, su impuesto final será de 850 – 527,5 = 322,5 euros.